Un estudio en inglés del prestigioso Overseas Development Institute (ODI) de Inglaterra y ONE confirma que la cooperación para el desarrollo de la Unión Europea tiene impacto tanto en los países destinatarios de las ayudas como en la propia UE. Por ejemplo, la cooperación para el desarrollo reduce los costes del comercio internacional, del import y del export, factores imprescindibles para salir de la crisis. En definitiva, la cooperación para el desarrollo tiene un impacto positivo y medible en el crecimiento económico de la Unión Europea y es posible afirmar que la ayuda al desarrollo es una inversión con un retorno positivo a corto-medio plazo para los países donantes. En el informe completo de ODI encontrarás indicadores específicos calculados según modelos minuciosos que cuantifican y demuestran los beneficios de la cooperación para el desarrollo.
En estas semanas, la Unión Europea está negociando el presupuesto comunitario para el período 2014-20. El estudio de ODI y ONE demuestra que para salir de la crisis es importante incrementar la partida de cooperación para el desarrollo, mejorando y promoviendo la ayuda europea a los países más pobres de África, Asia y América Latina.

 

 

Anuncios